Garmin Vivosmart. Software descafeinado, hardware de mala calidad y servicio posventa inexistente.

** FLASHBACK** Hace mucho tiempo que voy siguiendo de cerca todo lo relacionado con Smartwatch, smartband y smartcosas en general. Eso a lo que llaman " wearables".

Me encantan pero todavía no he visto ninguno que pueda decir: "Es perfecto".

Los que están llenos de funcionalidades tienen una batería ridícula y los que aguantan días y días o no tienen mucha utilidad o son feos.

Cuando yo busco un smartcosa para estos son mis 5  "must have". Son todos igual de importantes.

- Que sea útil: Esencial que al menos pueda recibir las notificaciones del móvil y aspectos básicos de cuantificación. En mi caso además tiene que funcionar en iOS.
- Que sea bonito: Ya que me voy a poner algo en la muñeca que tenga un diseño bonito.
- Que sea discreto: Sí. Bonito. Pero tampoco que salude a todo aquel que me vea.
- Que tenga un precio accesible: No voy a gastarme 300€ en algo con una vida útil definida. Para eso me compro un buen reloj.
- Una batería digna: Literalmente paso de cargar el cacharro todos los días. Si tengo que hacer eso acabaré cansándome y abandonando el producto en un cajón.


Una vez definidos los parámetros empecé a buscar y prácticamente todo se resumía a lo siguiente:

" Es imposible cumplir los 5"


Finalmente, y por casualidad, encontré la Garmin Vivosmart. Me pareció un producto muy interesante. Cuantificación y notificaciones discretas con 7 días de autonomía. Genial.

Sobre "DOM" se aprecia que faltan líneas debido a uno de los muchos defectos de fábrica.







**VOLVEMOS A HOY**

Llevo 4 meses usándola y por fin puedo dar una opinión fundamentada en la experiencia. En pocas palabras: Genial a corto plazo. Horrible a medio plazo. Y a largo plazo no pienso averiguarlo. 

La vivosmart destaca en su sencillez y ligereza. Cumple en su función a la perfección. Las notificaciones llegan perfectamente y el seguimiento de actividad continuo es muy interesante. Además es sumergible hasta 50 metros por lo que te puedes olvidar por completo de que la tienes puesta. pero tiene 2 cosas terribles. Un software horrible y un hardware de mala calidad.

Empezamos por el software.

El equipo de garmin debe estar formado por 3 pollos y un gato porque cada actualización del sistema te dejaba sin una funcionalidad. Desde no poder iniciar actividades de running hasta no poder configurar una alarma. Lamentable.

Un diseño que ha cambiado 3 veces en estos 4 meses. Todavía no se  bien como manejar la app.

Funciones que brillan por su ausencia como una alarma inteligente o, al menos, poder poner más de una alarma. El colmo de la pulsera es que todo tienes que hacerlo desde la app. Olvídate de ponerte una alarma desde la pulsera.

Todo lo que haces en la app se sincroniza con Garmin Connect, el servicio web, que para variar es igual o más confuso que la app. Lo más triste de todo es que los datos que ofrece tampoco es que sirvan para mucho. Por ejemplo, el análisis del sueño solo son unas barritas pero realmente no sabes cómo interpretarlas más allá de " me he movido mucho" " me he movido poco".

Esto en realidad podría convertirse en algo secundario. En mi caso yo solo buscaba algo que me alertara de las notificaciones y me hiciera un seguimiento de actividad y salvo cuando una actualización te lo tiraba por tierra funcionaba bastante bien.

Los retos diarios son una buena forma de animarte a caminar un poquito más cada vez, aunque hay que decir que para aquellos como yo, con un trabajo poco activo no hay mucho que hacer.




Aquí tenéis una imagen de lo más común de la app

Aquí una muestra de la web Garmin connect. Como se puede ver la información que ofrece es detallada. Pero caótica y poco útil. 

Ahora vamos a hablar de hardware.

 ¡¡¿¿ Pero que m---da es esto??!! He pasado por el SAT cuatro veces. Cuatro!! La pantalla ( OLED monocroma, por cierto) es  lo que más problemas da y de hecho si entras en el foro de garmin te das cuenta de que a todo el mundo le pasa siempre lo mismo: Los pixeles se funden solitos.

Pero esto no termina aquí. Porque el Servicio posventa es casi tan malo como la pantalla. De las 4 veces que fue a reparar, 2 vino tal cual diciendo que no tenia nada y que estaba todo bien. 
 


Atención a cómo el icono de la batería pierde su parte superior

Todo esto afortunadamente fue gestionado por el establecimiento donde lo compré hasta que dije basta y pedí una nueva.

y ahora después de 4 meses aquí estoy. Sigo perdiendo pixeles y no pienso ir a pedir otra. Mañana voy a EXIGIR que me devuelvan el dinero  y si no lo hacen les voy a dejar una preciosa reclamación.

Si vendes un producto malo, te haces responsable de él.

Lo positivo de esto? Estoy pensando en comprar un moto 360. Si, sí. Android Wear. Ya os contaré.

EDITO: Hoy después de mucho pelearlo todo resuelto. Un 10 para Decathlón. Un suspenso para Garmin.

J.Growl

Biólogo de profesión, jugón y tecnófilo sin remedio. No hablo de temas serios si no hay buena cerveza de por medio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

ANTES DE COMENTAR LEE:

Por favor se educado y respetuoso. Si tienes problemas o dudas específicas utiliza el formulario de contacto. Gracias por colaborar!